Páginas vistas en total

domingo, 10 de junio de 2012

Crónicas marcianas, los alrededores de San Pedro de Atacama, Chile

Ante sitios como éste, a uno no le queda más que relajarse y gozar, desconectar todo lo que genere interferencias y ruidos internos y dejarse llevar tan sólo por lo sensitivo, olvidándose del calor a veces extremo, la sed, si uno no fue previsor, la altura, considerable, el frío nocturno, de cuidado, ahora, si uno no quiere incorporar esas incomodidades a su listado de percepciones, a un lado entonces, para disfrutar de uno de los lugares más bellos de la Chile, de la Patria Grande Sudamericana, o sea del mundo entero.
A pesar que San Pedro ha crecido considerablemente, perdiendo un poco ese encanto que tenía hace 20 años, cuando era un puñado de casas de adobe, un par de barcitos babelianos, una iglesia para sentarse y admirar, y el museo Le Paige, que hoy sigue siendo atractivo a pesar de no contar más con las momias desde el 2007, acogiéndose al pedido del pueblo Lickanantay, bueno a pesar del crecimiento, sus alrededores son un imperdible para la humanidad toda. El Valle de la Luna, la Cordillera de la Sal, el Valle de la Muerte, el Salar de Atacama, todos mostrados en las tomas, más los Géiseres del Tatio, el Pukará de Quitor, las Ruinas de Tulor, pueblos congelados en el tiempo, oásis increíbles en el medio de la zona más seca del planeta, lagunas altiplánicas y la posibilidad de continuar viaje hacia la vecina Bolivia haciendo el circuito de las lagunas de colores y el Salar de Uyuni, o entrar a Argentina para disfrutar de las punas salteña y jujeña, todo en medio de sitios de una morfología inigualable, pueblos ancestrales, arquitectura colonial y una paleta de colores que no existe en otro rincón de la Tierra.

sábado, 9 de junio de 2012

Arica, entre la eterna primavera y los dolores de la guerra, Chile

Vaya si es una ciudad de contrastes la bella Arica, ciudad de profundo mar azul que cada tanto devuelve los gritos de la Guerra del Pacífico, ciudad límite, ciudad en donde se entrcruzan caminos que te llevan al Perú y a Bolivia tras recorrer uno de los paisajes más asombrosos de América del Sur, ciudad que te remonta a la belle epóque corporizada por los edificios de la Aduana y la Catedral de San Marcos obras de Gustavo Eiffel, ciudad para ver desde el aire, trepado al morro de 190m de alto que guarda trofeos de batallas que aún le duelen a la Patria Grande, ciudad de mercados para sentarse a comer los mejores mariscos del mundo, entremezclados con los olores más representativos de un mar que casi puede tocarse, ciudad con palmeras, playas, barcos y barcas, tejas, hierro con marca de autor, peñascos para sentarse y compartir ocasos celestiales rodeado de pájaros enormes que parecieran no inmutarse ni por el espéctaculo natural, ni por uno, ciudad de museos arqueológicos y alrededores con pukarás y aceitunas.
Cabe pedir perdón por la calidad del fotógrafo, las tomas tienen cerca de veinte años, y hace veinte años uno estaba más apurado, es que había muchos lugares por delante, muchas cosas por hacer, muchos caminos por ser transitados, y eso provocaba un pararse y disparar, disparar sin ver, sin sentir, sin mirar.

miércoles, 6 de junio de 2012

Iglesia de Parinacota, Chile

Cosas que logra una fría noche de fin de otoño, buscar en viejos álbunes de fotos lugares a los que jamás le dediqué un post, el problema es que aparecieron muchos, muchísimos diría, casi todos fuera de Argentina.
Éste inédito nos ubica en Parinacota al E de Arica, sobre la ruta que comunica Chile con Bolivia por Chungará. La capilla data de 1789, es una de las más bellas del altiplano chileno y fue injustamente olvidada por éste amante de la arquitectura puneña.
En los próximos ingresos llegarán recónditos paisajes, visitados en los 80 y 90, en los cuales trataré de ahondar en los recovecos de la memoria para aportar datos y anécdotas, pensamientos y sentires contrastados con una visión en perspectiva.

domingo, 3 de junio de 2012

Mundo expresionista, La Payunia, Mendoza, Argentina

La Payunia es una Reserva Provincial creada en 1984, ubicada en el Departamento Malargüe, al Sur de Mendoza.Por su relieve está considerado como uno de los campos de volcanes más vastos del mundo, se tienen registrado 800 conos, aunque se discute hoy si todos lo son.
Pero lo que distingue a ésta región son los colores, en especial la mixtura de rojos y negros volcánicos decorados por zonas de secos pastos amarillos. La travesía por huellas, alguna de ellas marcadas por quienes explotan pozos petroleros, aumenta esa sensación de mundo desconocido, y para reforzar los colores, los cielos brindan lo suyo, tormentas con arco iris, a veces más de uno, rayos lejanos y crepúsculos marcianos.

sábado, 2 de junio de 2012

Laguna del Diamante y Volcán Maipo, Mendoza, Argentina

11 fotos propias y una toma muy publicitaria, tomada de la red para ilustrar un sitio de extraordinaria belleza como lo es la Laguna del Diamante y el Volcán Maipo, sobre la mismísima cordillera de los Andes.
La travesía parte desde el Embalse del Dique Agua del Toro, sigue por la enripiada ruta nacional 40, para después adentrarse hacia el lejano Oeste, rumbo a la columna vertebral de América, pasando por el pintoresco arroyo Yaucha.
El post bien puede ser continuación del viaje estival ya que el circuito parte naturalmente desde San Rafael, y ya que seguimos en Mendoza seguiré con otro imperdible, La Payunia

miércoles, 11 de abril de 2012

Próxima parada, Characato, Córdoba, Argentina

Claro que Córdoba no queda sobre los Andes, simplemente señalo la próxima parada de este largo viaje, ahora la historia continúa en http://caminandolapampa.blogspot.com/ .

La aventura andina volverá en forma de relectura de antiguas travesías.

miércoles, 4 de abril de 2012

El fin se acerca, la última vuelta, Salinas del Diamante, Mendoza, Argentina

El final estaba a la vuelta de la esquina, la última vuelta había hechado a rodar, pero todavía quedaba un pequeño espacio para el asombro, las salinas que habíamos descubieto bajo un cielo con bastante furia se cubrieron de agua tras la lluvia y se conviertieron en un espejo casi perfecto, podría decir que era una asignatura pendiente, puesto que ni las Grandes en Jujuy, ni Uyuni me regalaron ese espectáculo, sin dudas uno de los más formidables de la naturaleza, aquí cierto es casi una muestra gratis, pero con imaginación se puede multiplicar el efecto por cien y llegar a Bolivia en dos segundos.
San Rafael a la vista, fin de los servicios, fin de una travesía heterogénea en resultados, vivencias y geografías, pero esa suma-resta dá la riqueza que tienen estos viajes, que enseñan, que fortalecen, que enojan y humanizan a la vez.
La última imágen se me presenta con una carga simbólica especial, a días del aniversario del primer enarbolamiento de nuestra bandera en proximidades de mi Rosario, un cielo bandera me acompaña en los últimos kilómetros, motivo de despedida, de refuerzo de conciencia, de calma reflexiva, de casualidad climática, sea lo que sea un sano orgullo me acompaña en ese último tramo, tramo de deber cumplido, cumplido de recorrer y divulgar lo más recóndito de mi Patria chica y de mi Patria grande Latinoamericana.